¡El futuro es hoy! Anecdotario alimentario de “Regreso al futuro”

Calendario regreso al futuro

Para buena parte de mi generación las pelis de la saga “Regreso al futuro” son todo un icono. Para mí desde luego lo fueron y… lo mejor de todo es que siguen siéndolo por dos motivos principales. El primero porque, salvo matices perdonables, con ellas se divulgan de forma espléndida cuestiones científicas como el continuo espacio-tiempo de nuestra dimensión terrenal, al tiempo que se juguetea con la imaginación al respecto de lo que el futuro próximo nos depararía desde un prisma relativamente lógico… o con lo que fue el pasado. El segundo, y unido en cierta medida con el primero, porque ese buen hacer divulgativo se ha puesto de relieve al envejecer de forma estupenda y ser películas que, a pesar de la inexorable distancia obligada por el paso del tiempo, aun son capaces de entretener y educar de forma espléndida a las generaciones más actuales. Una peli es buena que te cagas si además de entretener en su día, entretiene a nuestros hijos… y vaya si lo hace, de eso doy fe.

Pero no estoy aquí para hacer glosa de la saga sino para rendir hoy 19 de octubre de 2015 (a dos días de esa fecha a la que viaja Marty McFly desde 1989) un pequeño homenaje a estas estupendas pelis a través de dos o tres detalles que solo son visibles para un ojo más o menos entrenado.

Hay que reconocer que fueron muchas las apuestas imaginativas en el guion y decorado de la segunda parte de “Regreso al futuro”. Muchas de ellas ejecutadas con notable maestría al aventurar una serie de inventos y adelantos que serían factibles, o incluso cotidianos, a día de hoy… que si los aeropatines, los coches voladores (muy lejos aun del fabuloso DeLorean, todo hay que decirlo), las tablets, la videoconferencia, la realidad virtual, las pantallas planas, etc. fueron algunas de esas apuestas que en aquel 1989 eran difícilmente imaginables para los ciudadanos de a pie, pero que hoy son toda una realidad. Sin embargo, también fuimos testigos de algunos vaticinios fracasados. Al menos de momento

Rehidratación de recetas “complejas”

Arrimando el ascua a mi sardina y centrándome en el terreno alimentario me gustaría destacar tres detalles concretos. El primero y más visible es la propuesta de los rehidratadores para reconstituir a partir del contenido de pequeños envases, grandes raciones de alimentos relativamente complejos. Me refiero a la mini pizza deshidratada de la compañía Pizza Hut que se introduce en el hidratador de la marca Black & Decker y que tras apenas 2 segundos se convierte en una pizza de dimensiones más que considerables.

Aunque la comercialización de alimentos deshidratados ha experimentado un auge importante desde 1989, a día de hoy estamos muy lejos de lograr semejantes prodigios.

 

Pepsi Perfect

Pepsi-and-cokeOtra de las cuestiones especialmente patente en esta saga es lo que en el terreno publicitario se conoce como product placement o emplazamiento estratégico de productos como atrezo en una determinada obra con fines marcadamente publicitarios. Algo que sin ser ni mucho menos novedoso en los años  80, desde luego fue objeto de un especial auge. En este marco, además de la ya señalada Pizza Hut y otras muchas empreas (Nike, Mattel, Pizza Hut, Black & Decker, The Weather Channel, Texaco, 7-Eleven, AT&T, entre otras), se apostó de forma casi vergonzosa (por su prolífica presencia en diversas escenas) por la marca de refrescos Pepsi. Así, en la segunda parte de la película asistimos al nacimiento de la Pepsi Perfect de la que se desconocen sus valores nutricionales y características, pero lo que sí se sabe es que la compañía no se ha decidido a lanzarla en el mundo real salvo una edición limitada conmemorativa de esta fecha. Sobre este tema es destacable hacer notar que para ejecutar ese product placement se eligieron empresas cuyo logo hubiera sufrido alguna modificación desde 1955 (fecha en la que se sitúa parte de la acción de la primera parte de la saga) a 1985 para poner en valor precisamente el avance del tiempo y sus consecuencias empresariales. Esta es según algunas fuentes la razón por las que se escogió Pepsi frente Coca-cola  ya que el logo de esta última no había sufrido apenas modificaciones en ese tiempo.

El colesterol será la cura para el cáncer

Periódico USA Today Colesterol cura el cáncer

Por último, uno de los detalles más esquivos en este terreno, es  el que se puede observar si prestas atención, cuando Marty McFly tiene acceso desde su realidad de 2105 a un periódico del USA Today con las noticias que el futuro inmediato le depara. Un recurso clásico de la saga que se explota en varios pasajes de las tres películas. Pues bien, en uno de los periódicos que se muestran, se pueden leer “otras noticias” distintas de aquella relacionada con la película. En concreto y en uno de los titulares justo debajo de la noticia “central” motivo de la trama se puede leer textualmente Cholesterol may be cancer cure (el colesterol podría ser la cura para el cáncer). Si bien es cierto que con el colesterol hemos asistido a un, necesario, cambio de paradigma, y que en lo que respecta al cáncer se han producido grandes avances desde 1989, al menos de momento no parece que ambos asuntos estén relacionados de forma destacada y menos como para que uno se erija como solución del otro.

En cualquier caso, predicciones fallidas o acertadas la saga de “Regreso al futuro” es una de esas series que no te debes perder… para disfrutar en familia delante una pizza de las de verdad.

———————————————

Premios Bitácoras 2015Si te gusta El Nutricionista de la General me harás muy feliz si votas sus contenidos al Premio Bitácoras 2015 al Mejor Blog de Salud e Innovación Científica. Puedes hacerlo en este enlace
!Gracias!

 

 

———————————————

Imágenes:

http://www.damteq.co.uk/digital-doctor-perfect-logo/

http://www.chismesmundo.com/todo-pero-todo-volver-al-futuro-post-homenaje/

5 comentarios en “¡El futuro es hoy! Anecdotario alimentario de “Regreso al futuro”

  1. Divulgar y divertir; ese es el futuro y lo estás cumpliendo desde el pasado, sin perder de vista el presente. Un auténtico placer intelectual leerte.

  2. No creo que la noticia del USA Today sobre que el colesterol es la cura del cáncer sea una previsión fallida. Se trata sólo de una coña, evidentemente. Al contrario, me parece muy significativo que en una peli de los 80 ya se mencione el tema del colesterol.

  3. Hablando de la disminución de actividad física en nuestro tiempo:
    Cuando llega Marty McFly al año de 1955 va al café de la esquina llamado Lou´s, el cual en 1985 era una escuela aeróbics y para el año 2015 se convirtió en una cafetería.
    Excelente artículo, me encanto.

Los comentarios están cerrados.